La controversia por las prótesis PIP

Hace relativamente poco tiempo salió a la luz una alarma social respecto a las prótesis marca PIP. Las agencias de productos sanitarios y las autoridades sanitarias comunicaron los desastrosos resultados que estos fraudulentos productos ocasionaron sobre las mujeres afectadas.

Tras numerosas pruebas de resistencia y análisis de calidad, se llegó a la conclusión de que el relleno que se especificaba por el fabricante no podía estar más lejos de la realidad. No solamente la calidad no se correspondía con la necesaria para procesos de cirugía mamaria sino que su composición era nada más y nada menos que silicona de uso industrial.

Comoaumentarsubusto336x280

Además de la pésima calidad del material que mostraron los análisis, las pruebas de resistencia demostraron una fragilidad a estímulos mecánicos que era inconcebible.

Parece ser que esta sustancia no presentaría toxicidad aguda en los tejidos corporales pero si es un gran irritante de los mismos si sale al exterior la sustancia porque un estímulo externo haya puesto en evidencia la fragilidad de estas prótesis.

Sin embargo, afortunadamente todos estos productos fueron retirados inmediatamente del mercado para garantizar que ninguna mujer más padeciera los efectos de este fraude; que será debidamente pagado a efectos judiciales por los responsables que han jugado con la salud de la población de esta manera tan tosca e interesada.

Con esto se hace un llamamiento a la tranquilidad porque los controles de índole sanitaria son cada vez más estrictos y no queda ningún implante de este tipo comercializándose. Por eso, el miedo a que se generen situaciones parecidas a esta que si vivió hace unos años no está justificado. En la actualidad, existen infinidad de tipos de implantes adaptados a cada uno y a cada bolsillo, pero que garantizan siempre una calidad óptima que salvaguarda la salud de las mujeres que optan aumentar sus senos.

Leave a Reply