Que debes tener en cuenta después de la operación de aumento

Un aspecto a tener en cuenta antes de decidir a realizarse una mamoplastia son los cuidados que se deberán tener después del procedimiento estético.

La mamoplastia implica una cirugía poco invasiva pero como todo procedimiento realizado en el cuerpo puede implicar algunos riesgos. Se deberán tener en cuenta y cumplir con todos los cuidados después de la mamoplastia para evitar complicaciones innecesarias.

Comoaumentarsubusto336x280

Después de la cirugía las mamas quedan vendadas como forma de contribuir a una adecuada cicatrización y acomodamiento de los implantes. El médico indicará en cada caso cuando es el momento para cambiar o retirar los vendajes, generalmente en las primeras 24 horas.

La mujer que se ha sometido a la mamoplastia de aumento deberá dormir boca arriba, con el respaldo de la cama elevado, idealmente semisentada. De esta forma contribuirá a que la inflamación de la zona disminuya. Se puede aplicar paños de agua fría para disminuir la hinchazón.

Durante la primera semana la mujer deberá guardar reposo, para lograr una mejor recuperación. Deberá mantener la cabeza siempre elevada y evitar agacharse. Toda la ropa que se utilice debe ser floja, evitando la compresión de la zona. Solamente luego de las dos primeras semanas la mujer podrá retomar el uso de su ropa habitual.

El cuidado de la higiene de las suturas quirúrgicas es primordial, como forma de evitar infecciones locales que pueden complicar o retrasar la recuperación. Durante los primeros días se deberá desinfectar la zona con alcohol líquido, luego se deberá lavar diariamente con agua y jabón neutro durante las primeras semanas. Frente a la aparición de zonas de coloración roja o caliente se deberá consultar rápidamente al médico cirujano.

La valoración permanente por el cirujano que realizó la mamoplastia de aumento permitirá consultar las posibles dudas que puedan aparecer como forma de lograr una recuperación perfecta.

Leave a Reply